Sr. Director

El tema de la delincuencia que hemos estado viviendo en los últimos años cada vez resulta peor, en una semana se puede ver en las noticias fácilmente más de 10 casos de robos en Santiago y no robos comunes sino de robos con violencia, intimidación, robos en lugares habitados y los más famosos en el último tiempo los “portonazos”

Hace tiempo vi en las noticias que un hombre de 41 años se encontraba en riesgo vital por evitar un portonazo y recibió tres balazos a sangre fría. Sinceramente me parece brutal el punto al que llegamos, donde si intentas defenderte y evitar los robos recibes en cuestión de segundos un disparo que fácilmente puede acabar con tu vida.

Muchas veces me siento inseguro caminar en Santiago, porque no quiero ser víctima o testigo de un asalto y la verdad es que estoy cansado de escuchar año tras año propuestas que hablan de combatir la delincuencia pero a la larga no logran nada.

Año tras año suben los índices de delitos estimando porcentajes de casi el 40% de robos en 2017 según la Fiscalía de Chile, pero entonces ¿qué podemos hacer para frenar la delincuencia?

Yo creo que la solución está a largo plazo, pero si la empezamos a trabajar desde ahora es posible que a futuro podremos tener grandes resultados.

Es importante educar a los niños con principios y valores fuertes, que estén en contra de la delincuencia y que ellos mismos se den cuenta que robar no es el camino indicado, que todos tenemos muchas formas de salir adelante en la vida, que debemos respetar a la persona que tenemos al lado, que sepan que en la vida lo mejor no es seguir ese camino fácil, que debemos esforzarnos y sudar la gota gorda para que siempre o casi siempre tengamos la capacidad de lograr lo que queremos y sin necesidad de ejercer lo ilegal para lograrlo.

 

Francisco Pereira

IIIª Medio

Más en esta historia

- {{historia.created}}

Cargando ...

Autor

estudiante
X