El ingrato “pago” del clero para el primer cura que investigó a Cox

El sacerdote Jaime Valencia, a solicitud del Nuncio Apostólico Ángelo Sodano, recopiló informes de niños abusados por el exarzobispo de La Serena, tal como consignó un reportaje de TVN. Pero luego de eso nadie hizo nada. Cayó en una fuerte depresión que se trató en Santiago y al volver a la zona se enteró que monseñor Manuel Donoso había “registrado su dormitorio personal buscando quién sabe qué”, según cuenta su secretario personal, Hernán González.
Leer más

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

X